CRM, ¿dónde has estado toda mi vida?

customer relationship management

Sí, ya lo sé. Me dirás que no eres empresa, o que tu empresa es pequeñita, pero me da igual. Un CRM te va a facilitar la vida de una forma impresionante. De hecho, cuando lo uses pensarás que porqué no lo has utilizado antes. 

[revec2t text=”CRM, ¿dónde has estado toda mi vida?”]

Si eres nuevo en esto del marketing o si simplemente no te ha dado por mirar qué es un CRM, te diré que es un software para gestionar todo lo relacionado con tus clientes, y con el que puedes trabajar la parte comercial, el marketing y la atención al cliente, algo que es imprescindible. Pero más allá, un CRM tiene que estar integrado dentro de tu estrategia. Es imprescindible para que tus relaciones con el cliente y el cliente potencial sean mejores. 

Si te lo curras y usas bien el CRM para dar una buena atención al cliente, verás como fidelizas a tus clientes, lo que para ti se traduce en ventas. 

Ahora bien, ¿qué ventajas tiene trabajar con un CRM?

  • Tu información del cliente está centralizada: Una empresa (o un autónomo, que también lo podemos usar, oye) tiene un montón de información que gestionar de muy diversa índole, y algo que para todos nosotros es fundamental es tener una buena base de datos (ojo, que cumpla con la RGPD), y con el CRM es muy fácil añadir registros a ella. Así tendremos toda la información de los clientes actuales, pasados y potenciales.
  • Te permite acceder a los datos en tiempo real: Los CRM dejan acceder a la base de datos que almacenan en tiempo real, permitiéndonos ver la información de nuestros clientes desde el dispositivo desde el que tengamos acceso al software.
  • Aumenta y mejora la productividad: si trabajas con compañeros, ¿cuánto tiempo pierdes en emails y en reuniones que deberían haber sido emails? Con el CRM puedes dejar cualquier acta de reunión, llamada o mensaje de email en el sistema y acceder a esa información en cualquier momento, con lo que no perderás tanto tiempo y mejorará tu productividad.
  • Ayuda a ahorrar un tiempo precioso que puedes dedicar a mirar las musarañas o a hacer algo útil (eso depende de ti). Permite automatizar tareas y procesos para que no tengas que realizar tareas repetitivas. 
  • Segmenta tus clientes y conócelos mejor: saber qué podemos ofrecer al cliente es fundamental. Al poder almacenar los datos de cada uno y ver su historial, crearás campañas más segmentadas a cada cliente. También le proporcionas información y servicios o productos con un valor añadido para ellos. 
  • Al conocerlos mejor, los puedes atraer al lado “oscuro”: o lo que es lo mismo, los atraes hacia ti. Si tienes toda la información sobre tu cliente, puedes hablar con él de forma más cercana. Puedes saber que puedes ofrecerle lo que necesita para fidelizarlo y que se quede contigo.

Sin duda, usar un CRM es una buena idea para facilitar la gestión de los clientes en una empresa. ¿Ya lo has probado?

 

 

Please follow and like us:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *