Pétalo con tus copys

[Tweet “No importa el tamaño, todos los negocios necesitan palabras para vender”]

Tampoco importa cuál es tu producto o tu servicio, o lo bueno que sea, pero lo que sí importa es que necesitarás comunicar el valor de lo que estás vendiendo, si realmente quieres ganar dinero.

Y te digo una cosa: esto no va a cambiar. Construye un mensaje potente y lánzalo al universo, porque si no lo haces, tarde o temprano vas a tener un problema muy serio.

En muchas ocasiones puede ser un poco frustrante la tarea de crear contenidos, y por eso te dejo algunos consejos que me hubiese gustado recibir a mí cuando empecé a escribir copys.

Es francamente importante ser capaz de conocer a tu público objetivo tanto como te sea posible, cuantos más detalles e información tengas, muchísimo mejor. Lo que se suele decir es que lo ideal es conocer sus necesidades, sus deseos y sus miedos, así como una visión global de información demográfica.

¿Sabes si tu cliente objetivo es un hombre o una mujer? ¿Es joven o mayor? ¿Habla de manera formal o informal? No debería sorprenderte escuchar que las respuestas a estas preguntas harán que puedas ajustar tu copy a las necesidades de tu usuario.

Por otro lado, para los profesionales del marketing es muy obvio saber que el cerebro humano es muy predecible, y además, saber esto es muy útil para nuestra tarea como copywriters.

Los usuarios suelen reaccionar a ciertos estímulos como olores, colores, sonidos, y saber bien cuál es la llave que abre la puerta a los usuarios puede ayudarnos a crear textos persuasivos. Incluso a veces, los copys nos hacen hacer cosas incluso sin darnos cuenta.

[Tweet “Los copys sabemos qué palabras usar para hacer sentir determinadas cosas “]

Pero, detrás del telón, suele haber un equipo de copywriters, profesionales del marketing y expertos en branding que saben perfectamente qué teclas pulsar con sus palabras para hacernos sentir algo o hacer determinadas cosas.

Tú puedes hacer exactamente lo mismo.

Por otro lado, tú sabes que las historias tienen poder. Hace algunos años, el marketing no era como lo es hoy, y las empresas trataban de atraernos gritándonos, pero afortunadamente, las cosas han cambiado una barbaridad. Ahora las marcas usan historias para vender.

¿El motivo? Bueno, porque nos hacen sentir, y como somos pura emoción, estas historias nos mueven a actuar.

El marketing puede hacer que nos sintamos felices, tristes, enfadados, confundidos o satisfechos, y eso es algo muy potente. La próxima vez que quieras crear contenidos para tu negocio, intenta darle forma de historia, y verás cómo resuena a un nivel mucho más profundo en tu audiencia.

Hay muchísimos tipos de marketing, pero lo que está claro es que la gente compra a otra gente, por lo que tu copy tiene que generar confianza e integridad. Y un error muy común es actuar y hablar como si fuesen otra persona, como ellos piensan que el usuario quiere se le hable.

La cuestión es que la gente no es tonta. El usuario quiere que se le hable de forma sincera y llana, directa, no de otra forma.

Y otra cosa importante: elegir las palabras adecuadas es solamente la mitad del trabajo. El hecho es que los usuarios suelen leer el 20% de los contenidos de una web, y hay mucho trabajo detrás de esos copys. Cada frase tiene un solo objetivo: que el usuario lea la siguiente.

Pero, si quieres impresionar al usuario, adorna tus palabras con un buen aspecto de tu web. Y haz perfectamente legible y claro tu contenido.

Si quieres vender más, puedes quitarte un montón de trabajo si te pones en el lugar de tu lector. La experiencia de usuario lo es todo en estos momentos, y crear textos que vendan implica conectar puntos y eliminar barreras. Y todo empieza por poner en el centro al usuario.

Como siempre.

Please follow and like us:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *